Una hamburguesa en el Hard Rock Cafe de Barcelona.

Mi primer tarde en Barcelona la aproveché para caminar un poco la ciudad, buscar una oficina de turismo y comenzar a averiguar qué visitar durante mi estancia. Sin haber almorzado nada durante el viaje desde Madrid, decidí que lo mejor era hacer un poco de tiempo y aguantar el hambre, y en todo caso cenar temprano. Así es como caminé hasta la Plaza Catalunya cámara en mano y buscando dónde comer, cuando allí en frente divisé el famoso local.

hard-rock-por-dentro

Eran las 20 hs, así que estaba ya en tren de cena, por lo que me crucé y entré al Hard Rock Café de Barcelona. Apenas lo hice pensé que había sido un error: el local se veía bastante lleno e incluso había algunos grupos esperando, así que seguramente tendría que esperar. Para ello la recepcionista me dio aparatoso artefacto que me hizo acordar al sistema de Super Sin Colas que conocí en Ushuaia.

dispositivo-de-llamada

A través de este aparato te llaman cuando tu mesa está lista, haciendo que se encienda, haga luces y vibre. Seguramente también haga ruido, pero con el volumen de la música del local ni te enterás. La verdad es que el llamado fue casi inmediato, tanto que la recepcionista ya me había quitado el aparato de las manos antes de que lo pudiera fotografiar. Tuve que pedírselo un segundo de nuevo y me gané una cara que evidenció que la chica no entiende lo que es tener un blog y pensar todo en función de mostrar las cosas en él. Pero me lo dio y aquí está la foto!

decoracion

Pasemos ahora sí a lo importante: la comida. La carta es, por supuesto, muy estilo norteamericano, aunque tiene algunos puntos diferenciales, como ser la hamburguesa que pedí yo, que era de cerdo ahumado desmenuzado a mano, y que venía con una guarnición de fritas con salsa de queso y ajo, ensalada y porotos. Todo eso acompañado por una cerveza, y la buena música a la que es esperable en el Hard Rock, tanto en los parlantes como en las pantallas que pasan recitales en vivo de diferentes bandas.

la-hamburguesa

Algo que me llamó la atención es la forma de atención, ya que a la mesa te lleva la recepcionista, luego el pedido te lo toma la mesera, y por último los platos te los traen directamente mozos desde la cocina.

el-postre

De postre pedí un Icecaramel que se puede ver en la foto, y en total gasté unos EUR 23.

Para quienes gusten de este tipos de lugares, pueden pasarse frente a Plaza Catalunya cuando estén por Barcelona, y comer escuchando buena música.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s