Castrillo ya no “matajudíos”

Ahicito no pisó nunca España, aún. Ganas y expectativas de cruzar el gran charco no faltan, pero será en otro momento. Cuando se haga, de seguro habrá material a raudales para que ustedes puedan disfrutar por este mismo medio. Mientras tanto, por la misma concepción con la que se creó este blog, no debiera escribir sobre lugares que no conozco. Sin embargo,  hoy me voy a tomar una breve licencia, y voy a hablar casi sin saber.

Es que hoy surgió una curiosa noticia, que encierra una de esas historias apasionantes que te trasladan  hacia atrás en el tiempo por siglos y siglos; el tipo de historias que en alguna medida me motivan para un viaje y que inspiran este espacio. Y digo curiosa porque no es usual que un pueblo cambie su nombre. Y mucho menos el nombre que se está cambiando esta vez.

Según lei, en el norte de España, provincia de Burgos, hay un pueblo que hasta hoy se llama Castrillo Matajudíos. No es difícil entender por qué su alcalde impulsó un referéndum para ponerle al pueblo un nombre políticamente más correcto. Lo que quizá sea más difícil de entender es cómo perduró el viejo nombre hasta el siglo XXI. Y digo hasta hoy, porque en la consulta de ayer participaron 53 de los 56 habitantes y decidieron por mayoría que el pueblo pasara a llamarse Castrillo Mota de Judíos.

Hasta aquí cuestiones bastante lógicas, aunque poco comunes. Ahora, no se si todo el mundo se planteó lo mismo que yo, pero a mi se me ocurre una pregunta ineludible: ¿Cómo es que el pueblo llegó a llamarse de esta manera? Y aca viene lo más loco de todo, porque resulta que esa zona de España fue originalmente habitada por judíos, hasta que los reyes católicos (sí, esos mismos que nos mandaban estudiar en 5to grado) en 1492 los expulsaron. Aparentemente, según el alcalde del pueblo, el nombre surge del error de un escriba en 1627, que en lugar de Castrillo Mota de Judíos, anotó en un documento público Castrillo Matajudíos. Más que error de un escriba me suena a chiste, uno de esos que hacés internamente con tus compañeros para relajarte y sobrellevar la larga jornada laboral, pero que, a último momento y sin que te des cuenta, quedó publicado donde no debía. Y ejemplos no nos faltan. ¿Alguien se acuerda de los “budines de cocaína” de una reconocidísima cadena de supermecados? O incluso un caso más reciente, aunque quizá menos conocido en Argentina, fue el del tweet de US Airways con lo que se suponía era una imagen con información de la compañía, pero que en realidad era la foto de una bella chica desnuda utilizando un modelo a escala de un B777 como juguete sexual. Así que si pasa hoy en día con ISO, IRAM, y todas las normas de calidad que se te ocurran, cómo no iba a pasar hace 500 años atrás?

En fin, el hecho es que ayer un pueblo decidió cambiarse el nombre. Una noticia diferente al resto que no quería dejar de compartir con ustedes, por si alguno la había pasado por alto. Más detalles pueden buscarlos en el link que les adjunto a la web del diario, o en el post que escriba cuando algún día vaya a España y pase por el ex Matajudíos para tratar de ahondar un poco más en su historia medieval.

Link a la nota de hoy:

http://www.lanacion.com.ar/1694698-tras-un-referendum-el-pueblo-espanol-matajudios-cambia-de-nombre

Nota del Autor: Este post fue originalmente publicado el 26/05/14

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s